Noticias Irán | 10 febrero 2022
Ocho creyentes iraníes, obligados a ser «reeducados»

Aunque fueron absueltos por un tribunal en noviembre se les ha indicado que tienen que asistir a clases de «reeducación».

 

 

En abril, estos hombres fueron detenidos en la ciudad de Dezful, en Irán occidental, y acusados de «propaganda contra la República Islámica de Irán». Sin embargo, el noviembre, el fiscal del Tribunal Civil y Revolucionario de Dezful indicó que eran inocentes, ya que «simplemente se habían convertido a una religión diferente» y «no habían realizado ninguna propaganda contra otros grupos». El fiscal también dijo que, aunque la apostasía puede ser castigada por la ley islámica, no es un delito penal según las leyes del país.

Esta decisión no ha sentado bien al Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica, una rama de la seguridad fundada originalmente en 1979 para proteger al régimen islámico de Irán y que desde entonces ha adquirido una importante influencia en otros sectores de la sociedad iraní. Convocaron a los cristianos el pasado sábado y les ordenaron asistir a 10 sesiones de reeducación con clérigos islámicos.

Puertas Abiertas, en un informe anual sobre la situación de los cristianos iraníes en 2021, destacó la creciente implicación de la Guardia Revolucionaria en la represión de la comunidad cristiana.

Más cristianos acusados de «creencias desviadas»


Mientras tanto, los cristianos conversos siguen siendo llevados a los tribunales por su fe. Tres hombres de la ciudad septentrional de Rasht, Ayoob Poor-Rezazadeh, Ahmad Sarparast y Morteza Mashoodkari, se enfrentan a 10 años de prisión por «participar en actividades de propaganda y educación relacionadas con creencias desviadas contrarias a la sagrada sharía», y «conexiones con líderes extranjeros».

Los cargos tienen su base legal en los cambios del código penal que entraron en vigor el año pasado, que incluyen «la vagamente definida “actividades educativas desviadas contrarias al islam”, que ya ha sido utilizada contra varios otros cristianos», dijo Article18.

Sin embargo, al mismo tiempo, el Tribunal Supremo de Irán ha decidido que revisará la condena a 10 años de prisión del cristiano converso Nasser Navard Gol-Tapeh. Nasser fue detenido por su pertenencia a una iglesia en casa y condenado por «actuar contra la seguridad nacional» en julio de 2017. Sus repetidas solicitudes de un nuevo juicio fueron rechazadas, hasta ahora.

Durante los últimos cuatro años en prisión, Nasser no se ha callado. En su última carta abierta desde la prisión de Evin, escribió: «Quieren eliminarnos [a los cristianos de habla persa] y hacer que parezca que nunca hemos existido... Hemos soportado el sufrimiento y la persecución durante tanto tiempo, pero no nos hemos rendido», cita Article18.

La petición #FreeNasserNavard de la organización por la libertad religiosa, que se extiende hasta finales de marzo, ha conseguido hasta ahora cientos de firmas. Se presentarán con una carta de presentación a la embajada iraní en Londres. «Esperamos que informen al Ministerio de Asuntos Exteriores iraní y, a través de ellos, que las autoridades judiciales actúen en consecuencia», dijo a Puertas Abiertas Mansour Borji, director de propugnación de Article18.

Artículos relacionados


ORA

Ora por la situación de estos creyentes y por la liberación de aquellos que están en prisión.
Ora para que los cristianos de habla persa continúen resistiendo a pesar de la opresión.
Ora para que Dios toque los corazones y transforme el país.

UNA ORACIÓN POR LOS CRISTIANOS DE IRÁN

Señor, te doy gracias por tu pueblo en Irán y en todo el mundo persa, y te ruego que sigas fortaleciendo a aquellos que sufren por causa de tu nombre. Haz tu obra en cada uno de ellos, y también en el resto del país, para que la situación allí cambie y muchos más puedan conocerte. Amén.