Donar 
 

Corea del Norte

¿Qué y quiénes causan la persecución?       
El impulsor principal de la persecución en Corea del Norte es el estado. Durante tres generaciones todo en el país se ha centrado en venerar a la familia líder Kim. La paranoia del líder ha aumentado con el creciente aislamiento del país debido a la reciente serie de pruebas nucleares y de misiles y las sanciones resultantes. A los cristianos se los considera elementos hostiles en la sociedad que tienen que ser erradicados. Debido al adoctrinamiento continuo que se extiende por todo el país, los vecinos e incluso los familiares vigilan atentamente e informan de cualquier cosa sospechosa a las autoridades. Especialmente los niños llegan a creer tan firmemente en el adoctrinamiento que denuncian a sus propios padres, convencidos de que lo que están haciendo es bueno y correcto. Por lo tanto, muchos padres prefieren no contarles nada a sus hijos sobre su fe cristiana.

 

¿Cómo afecta la persecución a los cristianos?        
Si los cristianos son descubiertos, sin importar si son descendientes de las comunidades cristianas de antes de la Guerra de Corea o si han encontrado la fe cristiana de otras maneras (por ejemplo, durante la gran hambruna de la década de 1990 que provocó que decenas de miles de ciudadanos buscaran ayuda en China, encontrándola frecuentemente en las iglesias chinas), no solo son deportados a campos de trabajo como presos políticos o incluso asesinados en el acto, sus familias también compartirán su suerte. Los cristianos no tienen ni el menor espacio en la sociedad, al contrario, se advierte públicamente contra ellos. Reunirse con otros cristianos para tener un culto es prácticamente imposible y si algunos creyentes se atreven a hacerlo, ha de ser en el más absoluto secreto. Las iglesias que se muestran a los visitantes en Pionyang solo ejercen meros fines propagandísticos.

 

Ejemplos de persecución a cristianos              

Ha habido redadas contra los cristianos y matanzas, pero no se pueden publicar los detalles por motivos de seguridad. El pastor canadiense-coreano Hyeon Soo Lim fue liberado de la cárcel el 9 de agosto de 2017, tras haber confesado presuntamente su culpa. El pastor Dong-cheil Kim, no obstante, continúa detenido en Corea del Norte. Dos cristianos coreano-americanos y profesores en la Universidad de Ciencia y Tecnología de Pionyang, Tony Kim y Hak-song Kim, fueron arrestados en abril y mayo de 2017, respectivamente. Corea del Norte los acusa de actitud contraria al régimen. En un cambio en la política de contratación (enlace en inglés), la universidad busca ahora personal no americano, según se informa.