Las cookies nos ayudan a ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso de cookies. Más información
Vuelve a la Lista Vuelve a la Lista
Jordan
Dirigente
Rey Abdallah II
Población
10,20 millones
Número de cristianos
180 000
Religión principal
Islam
Gobierno
Monarquía Constitucional
Nivel de persecución
violencia
2,0
vida eclesial
12,4
vida civil
11,6
vida social
11,4
vida familiar
13,9
vida privada
13,1
Jordania

Los cristianos que se convierten del islam son los más susceptibles de ser perseguidos, principalmente, por su familia o comunidad que se oponen a su conversión.

¿Cómo es la persecución en Jordania?

En comparación con los cristianos que viven en otros países del Medio Oriente, la mayoría de los cristianos de Jordania viven una vida segura y estable, y disfrutan de un nivel relativamente alto de libertad religiosa. El Rey Abdullah II y su gobierno parecen tolerar y, hasta cierto punto, apoyar a las iglesias reconocidas. La mayoría de los cristianos en Jordania pertenecen a iglesias ortodoxas y católicas romanas.

Sin embargo, los cristianos siguen experimentando discriminación en sus trabajos y restricciones contra la prédica del evangelio pública. Las iglesias no reconocidas pueden ser objeto de acoso por parte de las autoridades, en particular las que evangelizan activamente. Aunque Jordania se jacta de ser un farol de tolerancia y diálogo interreligioso, los musulmanes suníes radicalizados y los yihadistas que regresan de Siria e Iraq siguen representando una amenaza para la comunidad cristiana. Además, el testimonio abierto de fe de un cristiano que se convierte del islam puede llevar a palizas, arrestos e incluso la muerte. Los cristianos que son activos en la evangelización y/o en ayudar a los conversos del islam pueden enfrentar amenazas y opresión en la vida diaria. La presión sigue siendo muy alta para los cristianos que pertenecen a estos grupos.

Jordania tiene un número desproporcionadamente alto de musulmanes salafistas que son un peligro potencial para los cristianos y otras minorías religiosas que viven en el país. El gobierno sigue controlando los sermones de las mezquitas y exige a los predicadores que se abstengan de hablar de política para evitar el malestar social y político en un intento de frenar el extremismo islámico.

¿Qué ha cambiado durante este año?

Jordania cayó cinco puestos en la Lista Mundial de la Persecución 2021, pero sus niveles de persecución se han mantenido en gran medida estables con respecto al año pasado. La violencia contra los cristianos continúa siendo muy baja, pero la presión en los diversos ámbitos de su vida se mantiene al mismo nivel. La menor clasificación de Jordania este año se atribuye principalmente al aumento de la persecución de todos los otros países del ranking.

Motores de la persecución

¿Quiénes son los más vulnerables a la persecución?

Los cristianos que se convierten del islam son los más susceptibles de ser perseguidos, principalmente, por su familia o comunidad que se oponen a su conversión. Las mujeres que se convierten al cristianismo son particularmente vulnerables. Además, los cristianos que ayudan a los conversos o que evangelizan son a menudo un blanco más agresivo.

¿De qué manera sufren las mujeres la persecución?

De todas las categorías de la comunidad cristiana en Jordania, las mujeres convertidas del islam son las más vulnerables a la persecución por su fe. Sin embargo, otras mujeres cristianas también se enfrentan a la desigualdad, especialmente si sus maridos se convierten al islam.

En el caso de las mujeres cristianas, la presión viene más a menudo de la familia. Cuando una cristiana convertida todavía vive con su familia musulmana, se arriesga al arresto domiciliario, e incluso al acoso sexual o la violación si su fe se revela. Aunque los matrimonios arreglados no son poco comunes en Jordania, las mujeres convertidas están bajo la amenaza adicional de ser casadas involuntariamente en un esfuerzo por retener a la familia. Esto puede extenderse a los “asesinatos para defender el honor” de la familia, que son un riesgo para los conversos en las zonas rurales.

Las mujeres convertidas del islam no pueden casarse oficialmente con hombres cristianos. Incluso si se casan en el extranjero, el estado no reconoce tales matrimonios. Las mujeres cristianas en general sólo pueden casarse con hombres musulmanes, según lo determina el sistema de registro religioso. Esto es particularmente complicado porque los cristianos que se convierten del islam continúan siendo considerados musulmanes.

Cuando se casan con maridos no cristianos, las mujeres convertidas corren el riesgo de sufrir abusos y amenazas de muerte, lo que hace que algunas huyan. También se enfrentan a restricciones para viajar, colocadas por las autoridades, pero también por los miembros de la familia. Si un converso viola la prohibición de viajar, se puede iniciar un juicio por "viajar sin permiso". Las mujeres convertidas también están bajo la amenaza de un divorcio forzoso. La actitud de la familia del cónyuge es crucial en este asunto.

En los casos decididos por un tribunal de la sharia, los jueces pueden anular los matrimonios de los cristianos, transferir la custodia de los niños a un familiar musulmán o declarar a los niños bajo la tutela del Estado y transferir los derechos de propiedad de un individuo a los familiares musulmanes. Si un marido musulmán y una esposa no musulmana se divorcian, la esposa pierde automáticamente la custodia de los hijos cuando éstos cumplen siete años.

¿De qué manera sufren los hombres la persecución?

En virtud de la ley sharia, no se permiten los matrimonios entre mujeres musulmanas y hombres no musulmanes. Para que el matrimonio sea legal, el hombre debe convertirse al islam. Esto torna imposible el matrimonio entre un cristiano y una mujer que dejó el islam.

Los cristianos ex musulmanes se enfrentan a más dificultades por vivir en una cultura que valoriza el honor de la familia al extremo. Cuando un hombre musulmán se convierte a otra religión es rechazado y los expulsado de su hogar.

El resultado es que esas dificultades pueden incitarlos a emigrar. A menudo parece ser una migración económica, pero en realidad está enraizada en la situación causada por su fe cristiana. La presión sobre las familias cristianas que las lleva a abandonar su país ejerce un efecto potencialmente negativo sobre el futuro liderazgo de la iglesia, porque las iglesias ortodoxas y católicas tendrán entonces menos hombres disponibles para capacitarse y asumir roles de liderazgo.

Conoce a “Tareq”

"Cuando el líder de un grupo de estudio de la Biblia oró conmigo, sentí que el Espíritu Santo se derramaba en mí. Ese momento cambió mi vida. Solía ser un provocador de problemas. Pero ahora soy un seguidor de Cristo comprometido y participo de las reuniones de estudio de la Biblia dos veces por semana. Soy una nueva criatura en Jesucristo y me esfuerzo para parecerme más a Él a cada día.”

¿Qué hace Puertas Abiertas para ayudar a los cristianos de Jordania?

Puertas Abiertas trabaja en cooperación con colaboradores locales e iglesias en Jordania para proporcionar formación a los cristianos, rehabilitación de traumas emocionales y físicos y discipulado. Puertas Abiertas también moviliza a la iglesia alrededor del mundo para orar por los seguidores de Jesús en esta nación.

Motivos de Oración

  • Ora por los cristianos que adoran en iglesias no registradas en el país. Que el Señor les permita continuar reuniéndose y fortaleciéndose.
  • Clama para que la libertad de culto que el gobierno promete sea más que palabras vacías. Que los líderes del Estado estén cada vez más abiertos a la libertad religiosa, y que la esperanza de Jesús transforme sus corazones y mentes para seguirlo.
  • Intercede por los seguidores de Jesús que dejaron el islam, para que no sean oprimidos o condenados al destierro por sus familias, y que estén a salvo de todo mal.

Oración por Jordania

Dios, estamos tan agradecidos por el nivel de libertad religiosa que nuestros hermanos y hermanas disfrutan en Jordania en comparación con otros países más cerrados. Aun así, Señor, estamos agobiados por la opresión y la persecución con la que viven tantos cristianos allí. Por favor protégelos y fortalécelos. Te pedimos que cambies el corazón de cualquier extremista islámico que trabaje y viva en Jordania, en el nombre de Jesús. Amén.